MADAGASCAR 2018

Madagascar 2018

Nuestras aventuras solidarias y deportivas han continuado en 2018 con nuestro viaje a Madagascar. Una isla lejana, un país de contrastes y uno de los sitios más bonitos del mundo. Un mundo de diversidad humana, animal y geográfica.

La expedición llegó a Madagascar el 10 de abril para jugar un partido solidario, conocer las instalaciones de la ONG Yamuna, entregar los artículos deportivos y escolares y, finalmente, conocer los paisajes más emblemáticos del país.

EL PARTIDO

Ya en Madagascar, los 36 miembros de la expedición Ramassà se trasladaron a la sede de las Naciones Unidas en Madagascar, donde fueron recibidos por las autoridades. El equipo también hizo una visita institucional al ayuntamiento de Antananarivo, la capital del país. Allí, conocieron a los miembros del equipo rival, el CNaP, los campeones de la liga nacional.

El partido se disputó el domingo, 22 de abril, en el estadio de Vontovorona, el pueblo donde actúa Yamuna. Teniendo en cuenta los disturbios de la noche anterior en la capital estamos muy satisfechos con la asistencia de las 5433 personas, fue un éxito.

Los jugadores salieron de la mano de los niños y las niñas de las casas de Yamuna, se hizo el intercambio de banderas y el Ramassà dio rosas al equipo rival, un gesto de complicidad con la festividad de San Jorge.

El resultado final fue 9-1 (gol de Rubén Romera) con una primera parte muy igualada y un juego muy deportivo por parte de los dos equipos. El evento fue promovido como una oportunidad de transmitir a los más jóvenes, a través del deporte, la importancia de resolver los conflictos de manera pacífica, la lucha contra la corrupción, participación ciudadana y la no violencia.

La importancia del partido fue demostrada con el anuncio, a través de la televisión estatal, animando a los fans a ir al estadio.

LA CARA SOLIDARIA

El proyecto conjunto entre el Ramassà y Yamuna ha sido ambicioso, difícil y ha empleado numerosos recursos y tiempo. La ONG ha estado trabajando desde el año 2000 contra la marginación de los grupos más vulnerables y se concentra en la protección de niños y mujeres.

Después del partido, el Ramassà entregó el material deportivo al CNAP. Parte de esta donación, más de 300 kg de ropa, fue una colaboración del RCD Espanyol. También se entregaron artículos escolares a los niños y niñas del Centro de Educación Mandrosoa. El equipo donó en total 700 kg de material

En un principio, el proyecto incluía la compra de un autobús destinado al transporte de niños con discapacidad intelectual a la escuela de educación especial de Tana.  Finalmente, la iniciativa no pudo llevarse a cabo mediante un cambio en las prioridades de la ONG, ya que Yamuna tuvo que destinar sus recursos a la lucha contra la enfermedad de la peste y las destrucciones del ciclón AVA.El club patrocinará la construcción de la segunda casa de las instalaciones principales de Yamina a Tsinjo. Por otro lado, después del libro solidario El sueño de Jan, este año se ha publicado El viaje de Vic, el cual también ha ayudado a recaudar fondos.

Conciencia social y cultural

Durante los días siguientes al partido, el Ramassà visitó el Centro de Educación Mandrosoa, donde pasaron varios días haciendo varias actividades con los niños: trabajar en el huerto, hacer manualidades, cantar, bailar, fútbol cooperativo, etc.

En Madagascar, la escuela pública no recibe ninguna ayuda del estado, las clases están llenas de estudiantes y los profesores no tienen estudios superiores.  Es por eso que Yamuna ofrece esta escuela para subsanar esta carencia. Al final del día, les dimos material escolar.

Hemos vivido una vez más una experiencia que nos ha enriquecido como personas y como club. También pudimos ver la riqueza natural del país visitando el Parque Nacional de Andasibe. Tenemos la sensación de un trabajo bien hecho y el recuerdo de todas las magníficas personas que conocimos.